VII Época - 31

Respuesta de La Campana

No se asocia el que no es libre; se somete

Ricardo Mella

Compañero Pascual, afirmas que, en la CGT, atravesamos momentos que ponen en peligro el futuro de la Organización, en lo que estamos completamente de acuerdo.

Describes cronológicamente una serie de hechos que van conformando una confrontación entre dos grupos o sectores, confrontación que se agrava con el resultado de la elección del Secretariado Permanente en el último Congreso.

De tu “Manifiesto por la Unidad Confederal” se desprende con claridad que esos dos sectores enfrentados son la Territorial de Madrid, Castilla la Mancha y Extremadura (su SP) y el sector “que no parece haber interiorizado su derrota” en dicha elección del SP en el Congreso. (En otro texto te refieres a este sector como “los valedores de las esencias confederales de Renfe”).

Compañero Miguel Ángel Pascual, ¿te olvidas de la actuación del Secretario General y el SP Confederal?

Sinceramente, pensamos que no te olvidas puesto que escribes: “… un SP que nos está representando, desde todo punto de vista legítimo y representativo”. Y, aquí compañero Pascual, te equivocas y, además, haces trampa. Para representar a la CGT se eligió únicamente al Secretario General (art. 51 de los estatutos) no al SP. Además, apartas de la confrontación al Secretario General y al SP Confederal. Y no, compañero, no. El Secretario General con su SP están teniendo un papel fundamental en este gravísimo conflicto.

Escribes: “… desde todo punto de vista legítimo…”. El Secretario General de la CGT adquiere la representación pública y legal de la CGT en una elección, por el hecho de una votación. Cierto. Pero la legitimidad se construye y se sustenta con su proceder, con su actitud ante la Organización, con el escrupuloso respeto a los Estatutos… Y este SP Confederal está perdiendo cualquier legitimidad, por muy legal que haya sido su elección. Este SP Confederal viene amparando, ya sea mirando hacia otro lado ya sea avalando directamente, todas la actuaciones del SP de MCLM-E, todas. Este SP se niega a convocar una Plenaria Extraordinaria del Comité Confederal de la CGT, estatutariamente solicitada por 1/3 de sus componentes. Este SP se niega a incluir en una Plenaria Ordinaria puntos del Orden del Dia, estatutariamente propuestos por la Territorial de Galicia. Este SP tiene la osadía de decretar la inhabilitación de un componente del Comité Confederal, etc., etc, etc.

Dices al principio que la solución a los problemas ha de ser “respetando las decisiones de los sindicatos y los estatutos”, pero defiendes como acuerdo “definitivo y de obligado cumplimento” la desfederación del Sindicato de Transportes y Comunicaciones de Madrid, adoptado por la Confederación Territorial de MCLM-E, pretendiendo suplantar al Congreso de la CGT, único que puede decidir definitivamente la desfederación de un Sindicato. Y, finalmente, planteas que la solución a este conflicto debe debatirse y hacerse en un Pleno Confederal, usurpándole de nuevo ese debate y esa solución al Congreso de la CGT. Ambas suplantaciones, muy coherentes con la pretensión de que la CGT sea una Confederación de Confederaciones, desnaturalizan el pacto federal entre Sindicatos y vulneran groseramente el artículo 9 de nuestros estatutos.

Te has alineado, compañero Pascual, y te has alineado con el Secretario General y el SP confederal y el que se alinea no se asocia; se somete.

Redacción de La Campana

3 comentarios

  • Miguel Ángel Pascual Pastor

    Es muy curioso que mi opinión sea respondida por una posición editorial, ¡qué distorsión para afrontar el debate en igualdad de oportunidades! ¿A quién representa La Campana, al Sindicato Único de Pontevedra? de ser así, para fijar una posición como la que se defiende en su órgano de expresión, supongo que habrá celebrado una asamblea para aprobar dicho texto.

    En fin, se que eso no ha sucedido. Otra curiosidad, empieza la contestación con una frase de Ricardo Mella: «no se asocia el que no es libre: se somete» y termina dicho artículo con una manipulación evidente de la cita que defiende: «el que se alinea no se asocia: se somete». Como si la posición del editorial del número 31 y su contestación al mío, no fuese un aliniamiento burdo hacia una de las partes.
    En fin,con este nivel de debate y desconocimiento de lo que realmente está pasando: contaminación del otro gran sindicato de la organización el de Banca, y la pertinaz posición de asfixia económica secuestrando.las cotizaciones a la Organización, sólo el sindicato de Banca Madrid debe más de 110.000 €, por no hablar de lo que debe Transportes, que además utilizan los tribunales de justicia para fijar sus posiciones o avisan a la policía para evitar una asamblea para una vez disuelta irse su facción a celebrar otra sin decírselo a nadie, determina el carácter que están teniendo los acontecimientos y creo que una solución racional al problema se aleja de un horizonte de unidad.

  • Rodrigo Vázquez Arias

    Compañero Miguel Ángel Pascual, en La Campana no tenemos “primeros espadas” y, aunque conocemos nuestras diferentes capacidades, actuamos asociados, defendemos una posición común.
    Esta posición común la expresa con claridad el editorial del número 1 de esta VII época de La Campana, editado el día 21 de agosto de 2023. Dice así:

    EN DEFENSA DE LA CGT,
    hoy amenazada en su definición anarcosindicalista y naturaleza libertaria más propias

    Desde hace demasiado tiempo, la militancia de la CGT se enfrenta a una deriva autoritaria de la CGT que amenaza su continuidad como la organización anarcosindicalista que deseamos, defendemos y ejercemos cotidianamente. Una amenaza cierta, cada vez más agresiva, que solo la propia afiliación, insumisa a todo autoritarismo, debe y puede hacerle frente con éxito.
    Para desbaratar esta operación, el semanario anarcosindicalista, La Campana, alza de nuevo su voz en esta VII Época, que comienza hoy.

    Por eso y para eso volvió a salir La Campana. Durante el mes de agosto, compañeras y compañeros del Sindicato Único de Trabajadores Solidaridad Obrera de Pontevedra de la CGT (SUTSO-CGT) evaluamos la posibilidad de sacar la revista, con carácter semanal, aunque fuese reduciéndola a 12 páginas, pues la deriva autoritaria en los órganos gestores de la CGT así lo requería. En el orden del día para el Comité Local (SP y Secciones Sindicales) del día 14 de agosto de 2023 se incluyó el punto 6.- Inicio de la publicación de La Campana – VII Época y se adoptó el acuerdo por unanimidad.
    Desde entonces, el Comité Local mantiene en todas sus reuniones semanales, un punto en el orden del día dedicado a la revista. Revista que se envía a toda la afiliación del Sindicato puntualmente. El control de la afiliación sobre la revista es completo y, además, así se viene ratificando en todas las asambleas celebradas.
    No confundas, compañero Pascual, la realidad de La Campana y el funcionamiento del SUTSO-CGT con otras realidades confederales que conozcas.

    En el siguiente número de La Campana (nº 2 del 28 de agosto) el editorial insistía en nuestra posición ante el conflicto. Dice así:

    En la conflictividad interna que hoy afecta a la CGT no faltan quienes, interesadamente, tratan de confundir a la afiliación, difundiendo el ‘mensaje’ de que no hay tal deriva hacia el autoritarismo y mucho menos que la CGT esté amenazada desde dentro en su definición anarcosindicalista. Todo el conflicto -según ellos – tiene su origen en la dura competencia entre dos candidaturas rivales al Secretariado Permanente en el último Congreso de Zaragoza, en el que una de ellas resultó ‘vencedora’ por la mínima y la otra, ‘perdedora’, a pocos ‘votos’ de la primera. A partir de aquí, vendrían los ajustes de cuentas, represalias y purgas (según acusan unos) o el mal perder y afán de revancha (según acusan los otros).
    Sin embargo, este relato es absolutamente falso e indigno para nuestra organización, por más que resulte veraz y de aplicación consecuente en otras entidades sindicales o políticas organizadas jerárquica y autoritariamente, con sus jefecillos y burócratas. Pero no es, no puede ser, el caso de la CGT.

    Únicamente desde el desconocimiento puedes tener la osadía de referirte a un alineamiento burdo (de La Campana) hacia una de las partes. No, compañero, de ninguna de las maneras te lo admito. Ahí están los 32 números de La Campana para probarlo. Léelos, si quieres enterarte, y no difames desde la ignorancia o el interés espurio.
    Me duele tener que escribirle esta última frase a quien fue compañero en la Mesa de la tercera sesión del V Congreso de la CNT, tu de palabras, yo de actas. Mesa que tuvo el coraje de levantarse y parar el Congreso para hacer frente a la mafia empeñada en realizar una ronda de sindicatos con el sí o no a la ratificación de los principios, tácticas y finalidades “históricos” de la CNT, sin ningún tipo de debate, incluso después de haber sido rechazada en votación por el Plenario. Desgraciadamente lo consiguieron, pero al día siguiente y con otra mesa, no con la nuestra.
    Rodrigo Vázquez Arias

  • Miguel Ángel Pascual Pastor

    :
    Querido Rodrigo,he leído todos los números porque os sigo con todo el interés del mundo, me tildas de ignorante, difamador o de espurio, pero eso sí, no contestas a ninguno de los cuestionamientos que hago.

    Puedes hablar, tanto con Charo Arroyo como con Miguel Fadrique, sobre mis conversaciones para que se llegara a una candidatura de consenso entre ambas partes previo al Congreso, así como sobre mis intentos mediadores entre MCLMEX y el SP Confederal anterior. Te lo podrán acreditar tanto Pepe Aranda como Poliz y la actual Secretaria de Madrid, Vanesa. Por supuesto, absolutamente infructuosos.

    Vuestro análisis es parcial e interesado, y lo digo con conocimiento de causa. Desconocéis en al menos un 50% tanto las razones como las causas. Primero, porque no habéis consultado a nadie de la otra parte y te doy fe de que razones no faltan para demostrar actuaciones lamentables. El Sindicato de Banca ha sido el único que ha defendido en su ámbito que no se desfederara a Transportes, sin el concurso de la otra facción de Banca a la que apoyáis, encabezada por compañeros procedentes de formaciones políticas o sindicatos de muy diferente trayectoria a la del anarcosindicalismo PSOE, CCOO y UGT. La utilización, esa sí que espuria, de determinados compañeros que desde el anonimato más vil, han utilizado y utilizan las redes para difamar, actuando de policías de la moral. La alucinante concentración ante nuestra sede, por una supuesta defensa de acoso laboral a una trabajadora contratada por el anterior SP, y que curiosamente concilia el día del juicio que había interpuesto. Y que sigue conservando su puesto de trabajo que nadie le cuestionó.

    La asfixia económica a la que tanto Transportes, desde el Congreso, como ese sector de Banca tienen sometida a la Organización. El funcionamiento absolutamente burocrático y ejecutivista de los responsables de la facción de Banca, que no han convocado una sola asamblea desde su elección irregular, bloqueando la cuenta corriente del Sindicato y boicoteando las del otro sector, más de 5 celebradas desde el Congreso, llamando a la policía para impedir la última e interponiendo demandas judiciales.

    Bueno, puedo seguir, pero no merece la pena. Lo único que he pedido es buscar soluciones que recompusieran la unidad, sólo eso.

    Salud y anarcosindicalismo, si es que nos queda algo de lo que significa.»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *