VII Época - 20

EL VIEJO ROBLE

Título original: The Old Oak

Año: 2023

Duración: 110 min.

País: Reino Unido

Dirección: Ken Loach

Guion: Paul Laverty

Reparto: Dave Turner, Debbie Honeywood, Trevor Fox, Ebla Mari, Claire Rodgerson

Música: George Fenton

Fotografía: Robbie Ryan

The Old Oak (El viejo roble) es el último pub que queda en un olvidado pueblo del norte de Inglaterra, donde la paz se ve alterada cuando llegan unos refugiados sirios. Las tensiones alcanzan su punto álgido cuando el propietario de The Old Oak se hace amigo de una de las refugiadas. Este es el núcleo de la historia de la última película de Ken Loach, la decimoquinta y posiblemente la última, según ha sugerido el propio Loach.

Ken Loach no necesita más presentación; su nombre es sinónimo de un característico estilo de dirección socialmente crítico. Su obra más reciente, Yo, Daniel Blake (2016), le valió a este cineasta británico la prestigiosa Palma de Oro del Festival de Cannes, su segunda tras El viento que agita la cebada (2006).

En la escena inicial, vemos a Yara (Ebla Mari), que acaba de llegar de Siria con su familia, haciendo fotos desde el autobús. Cuando se baja, un aldeano le rompe la cámara. La reacción de los residentes ante estos recién llegados es feroz; los lugareños han visto cómo su comunidad se hundía económicamente debido al cierre de las minas y se sienten abandonados por su gobierno. Consideran a los refugiados instalados en sus casas vacías como intrusos.

El tranquilo y taciturno propietario del pub, TJ Ballantyne (Dave Turner), se siente culpable por la cámara de fotos rota de Yara y le ofrece algunas cámaras viejas que tiene por ahí. TJ encuentra una amiga en la joven Yara, una veinteañera apasionada por la fotografía. Juntos descubren que la vieja tradición «Cuando comemos juntos, nos fortalecemos juntos», muy apreciada en la época del sindicato minero, puede mantener unida a una comunidad. Deciden revivir esta tradición poniendo en marcha un comedor social en la pequeña habitación que hay detrás de The Old Oak. Sin embargo, está claro que este acto no es bien recibido por todos los clientes habituales del pub; algunos se sienten traicionados y ven este cambio como un signo claro de decadencia.

Un sombrío pesimismo reina en el pueblo. Mientras algunos hacen todo lo posible por mejorar el mundo que les rodea, hay otros que han dado la espalda a la sociedad y se resisten. Los trabajadores, desfavorecidos por el sistema y ahora solo capaces de encontrar distracción en el último pub que queda, oprimen a otros que como ellos mismos fueron oprimidos. Es una dinámica trágica.

La excelente dirección de Ken Loach y la magnífica fotografía son señas de identidad de este director, pero la impecable interpretación de Dave Turner lleva la película a otro nivel. El dolor de este hombre es palpable; hace tiempo que ha perdido la esperanza y su alma constituye el corazón palpitante de esta película. El retrato de Ebla Mari y el estrecho vínculo con su familia también resulta conmovedor.

El viejo roble transmite un mensaje de esperanza y solidaridad. Es una historia sencilla y el cineasta Ken Loach no tiende a dramatizar en exceso el conflicto; sabe mantener siempre el equilibrio para enfatizar la fuerza de su película. Si realmente es su último trabajo, se trata de una digna despedida para un director que nos ha ofrecido grandes momentos a lo largo de su dilatada carrera. Puede que no esté a la altura de sus mejores obras, pero sin duda perdurará en el recuerdo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *