VII Época - 23

BROTHER

Título original: Brother

Año: 2022

Duración: 119 min.

País: Canadá

Dirección: Clement Virgo

Guion: Clement Virgo. Novela: David Chariandy

Reparto: Aaron Pierre, Lamar Johnson, Marsha Stephanie Blake, Kiana Madeira, Lovell Adams-Gray, Maurice Dean Wint, Dwain Murphy

Música: Todor Kobakov

Fotografía: Guy Godfree

Este conmovedor drama del guionista y director canadiense Clement Virgo, aclamado por la crítica, se centra en dos hermanos, Francis y Michael, interpretados brillantemente por Aaron Pierre y Lamar Johnson. Sin embargo, a pesar del título y del cartel, que ponen en primer plano a los dos protagonistas masculinos, la película podría haberse llamado Mother (madre), con Marsha Stephanie Blake dominando la pantalla en el papel de la matriarca jamaicano-canadiense Ruth, que lucha por sostener y proteger a sus hijos. De hecho, todos los momentos más emotivos de Brother se centran en el amor y la pérdida de Ruth, con sus hijos como fuente de alegría y tristeza.

Conocemos por primera vez a Francis y Michael de adolescentes al pie de una gigantesca torre de alta tensión, con un crepitar eléctrico zumbando en el luminoso aire rural. Francis, mayor y más aventurero, anima a su tímido hermano pequeño a escalar esta vertiginosa estructura. A partir de aquí, el drama salta 10 años hacia delante, a los alrededores más desfavorecidos de Toronto, donde Michael se reúne con Aisha (Kiana Madeira) y la lleva de vuelta al apartamento que aún comparte con su madre. Aisha, una antigua novia, se enfrenta a un duelo reciente y ha vuelto al lugar que una vez llamó hogar. A Francis no se le ve por ninguna parte, aunque el porqué es un misterio que la película desvela muy poco a poco.

Adaptación de una novela de David Chariandy, Brother avanza y retrocede en el tiempo, entrando y saliendo de las vidas de sus personajes centrales, viendo cómo la familia crece y se desmorona de forma no lineal. Hay algo insistente en la forma en que las cámaras del director de fotografía Guy Godfree siempre entran o salen del encuadre panorámico, como si dirigieran nuestra atención hacia algún detalle que no se ve o retrocedieran discretamente para no molestar a los personajes.

Las escenas en las que Ruth deja a sus hijos pequeños en casa mientras ella sale a trabajar en turnos de noche establecen hábilmente la dura realidad de su circunstancia de madre soltera, una realidad que se aclara explícitamente cuando Aisha le dice más tarde a Michael que «nuestros padres inmigrantes limpiaban retretes y cuidaban de los hijos de otras personas… todo por nosotros». Pero a pesar del ruido de fondo de la brutalidad policial, la violencia de las bandas y la miseria económica, son los elementos más íntimos de Brother los que impulsan el drama.

Cuando Ruth le dice al joven Francis que «ayude a su hermano con los deberes» y se asegure de no salir del apartamento, sabemos de inmediato que su ansia de aventuras llevará a los dos chicos directamente a la noche, donde Michael casi es atropellado por un coche que pasa por allí. Más tarde, cuando Michael es acosado por los miembros de una banda local, Francis acude en su ayuda, pero le dice a su hermano que depende de él presentar una fachada más arrogante y seguridad en sí mismo; «mostrar al mundo que no eres un don nadie».

Por supuesto, detrás de la bravuconería, Francis esconde sus propios secretos, y Virgo hace un gran trabajo confundiendo nuestras expectativas de masculinidad machista, encontrando ternura, protección e incluso necesidad bajo el duro exterior callejero.

Mientras que el actor británico Aaron Pierre encarna a la perfección al hermano mayor protector, el rostro de Lamar Johnson presenta una temblorosa sinfonía de miedo y asombro, como si el mundo se le estuviera revelando fotograma a fotograma. Mediando entre estos dos polos opuestos, Marsha Stephanie Blake pasa de indomable madre coraje a mujer rota con aplomo, capturando la energía sin límites y la tragedia sin fondo de la maternidad, en todas sus múltiples formas.

La exuberante y melancólica partitura de Todor Kobakov nunca es demasiado intrusiva y evoca la emoción necesaria en cada momento. Brother es un retrato convincente, conmovedor y emotivo de la mayoría de edad y del dolor, la pérdida y el arrepentimiento que la acompañan. Es una lástima que películas de esta calidad pasen casi desapercibidas a pesar de sus numerosas virtudes, pero la industria cinematográfica actual se empeña en encumbrar machaconamente auténticas banalidades sin sentido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *