ABU SALMA

(n. 1909 en Tulkarm, Palestina m. 1980, Washington)

Recorrer la vida o los poemas del poeta Abd al Karim Al-Karmi, más conocido por Abu Salma, es sumergirse en el dramático avatar del pueblo palestino, primero en su lucha contra los propios gobernantes y el dominador británico, luego contra la dictadura religiosa y racista del estado judío. Como tantos miles de palestinos, Abu Salma vivió́ gran parte de su vida como exiliado, errante de un lugar a otro, poseído de eterna nostalgia hacia la Palestina natal.

¡Hermano,

tú que estás conmigo en todos los caminos,

lleva la herida, camina al lado mío!
Si nosotros no ardemos,

¿Cómo podrá́ la llama
llenar el mundo y guiar a todas las caravanas?

Aquí́ están los huérfanos llorando,
allí́, doncellas que caen como estrellas fugaces
y viejos que han llevado sus años
cargados con las astillas de todas las desgracias.
Son victimas inocentes, ¿las conoces?
Son mi gente,

mi compañía contra el Destino.
¡Camaradas de suerte!,

¿os ha arrojado acaso por el mundo la traición

de un enemigo o de un amigo?

Son jefes que mancillaron vuestra historia,

reyes que os destronaron sin culpa vuestra.

y ejércitos son, ¡Dios los perdone!
que entregaron sin lucha vuestra patria.

Estados que parecen orientales,

mas, ve, son de gobernante occidental.
El día en que sus banderas vibraron al combate,

decidieron entonces expulsar a mi pueblo.

Hemos recogido este poema en el libro «Versos en llamas», editado por la editorial Ayuso, colección Endymion (Madrid, 1989), en edición preparada y traducida al castellano por Mohamed Abdallah Elgeadi.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *